Bienvenido a Ehlysea Invitado,un sitio donde tu imaginación no tiene límites, esperamos tu instancia sea larga y amena en este continente.
Nuestro último usuario registrado es
Serrad Da Fallaren
¡El continente se alegra de tu llegada!

Últimos temas
» ⊰ Glass Pool ⊱ [Normal]
Dom Feb 01, 2015 10:35 pm por Invitado

» Academia Ciaeth | Élite - Cambio de Botón
Dom Feb 01, 2015 5:36 pm por Laco

» Xero lux | petxamo [Elite]
Jue Nov 13, 2014 10:54 pm por Invitado

» afiliacion normal
Mar Oct 14, 2014 1:47 am por Invitado

» Spirited Away Rol {Afiliación Élite}
Dom Sep 28, 2014 2:20 pm por Invitado

» Black Bullet - Elite
Lun Jul 28, 2014 2:57 pm por Invitado

» Whether that be hell or a land of nothingness | Priv.
Sáb Jul 26, 2014 7:40 am por Sephiroth


Peccatum Tacitoritatis ~ [Chitose]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Peccatum Tacitoritatis ~ [Chitose]

Mensaje por Nemesis el Lun Jun 09, 2014 3:53 pm

"El pecado del silencio, del que todo lo guarda, de lo que nunca vio la luz" ... El pecado del olvido, el pecado del guerrero, el pecado del silencio, el pecado y el olvido.
Las voces del pasado resonaban fuerte y claras en su fuero interno. Recordaba poco, como si fuera un sueño al que recien despertaba y las escenas del mismo rondaban en su cabeza como si fueran una pelicula, una pelicula vivida por ella misma, protagonizada por seres extintos y antagonizada por reyes y seres divinos; fuego, ciudades ardiendo, personas muriendo. Cerro los ojos con calma y de nuevo comenzo a recordar o, quizas, tratar de visualizar lo poco que podia acordarse, y transmitirla a la mente. Ira, maldad, injusticias, sangre derramada, silencios, pecados... Esa guerra la habia perdido, ¿pero contra quien? era la gran pregunta. Contra si misma.
Le llamaban la Diosa de la venganza y la justicia; decidio retirar ese rango de Diosa hace ya mucho tiempo para reencarnar en una hibrida de sangre Inferno con otra de pura belleza, mas la sed de venganza y justiciera no la iba a sacar nadie, ni aunque quisiera. Entonces ... ¿que era lo que estaba buscando en dicha selpultad de su mente? ¿recuerdos del pasado? tal vez, pero lo mas probable era el querer resolver la desdicha de lo que habia sucedido; su perdida, su derrota. La balanza de la justicia caida, la venganza agotada.

Conocia de un lugar donde ciertamente iban los muy dichosos a probar la suerte con las voces del pasado, memorias que querian recordar, memorias que querian conocer, historias que querrian contar... 'Las ruinas de la anterior vida de Ehlysea'. Alli se dirigia, a cazar historias de su pasado, a recorrer y admirar de nuevo las ruinas historicas.
No solia dejar su reino por pequeñeces que podria costar la baja de guardia, mas esta vez debia y tenia asuntos pendientes con el pasado y, unusualmente, la dejaron salir para la subterra cova. Era un viaje bastante largo, las ruinas no estaban muy cerca de su reino de origen, pero eso no la impidio hacer este requerido viaje.
Tuvo que pasar por dos reinos para poder llegar alli, lo cual no fue un problema, en estos tiempos los reinos andaban en puro pacifismo, por eso, no tuvo que llevar nada que le oculte el rostro ni la sangre caliente que hervia por las venas, como toda una mitad Inferno.

Hoy vestia diferente a cuando guarda el reino, tenia unos adornos florales, digna de ser una mitad Floris ~ el olor en su ser irradiaba una fragancia penetrante, a petalos de flores, a bosques repletos de criaturas, a ese olor que de tan delicioso que huele, lo quieres para ti. Sus cabellos tornados a negros resaltaban ese color celeste blanquesino de sus ojos, lo cual la hacia ver mas su lado hibrido, su lado femenino. Muchos desconfian de ese cambio corporal del guardian, dudan de su poder y fuerza al verla con esa figura tan hermosa que hasta en ojos ciegos pareciera que fuera debil, mas la mirada penetrante que ilumina en sus ojos no dice lo mismo.

Las ruinas estaban deshabitadas, desocupadas y desoladas. Sabia de muchos forasteros que venian a visitarlas pero, para su suerte, hoy no habia nadie.
Se acerco a donde el agua de ese lugar fluia con mas rapidez, diviso con la mirada todo el lugar y encontro, con suerte, donde podria sentarse y esmerarse mas en los pensamientos mientras escuchaba el agua fluir, tan tranquila, tan calmada.
Uno de los cristales, color rojizo, parecia gritar su nombre, la cego por completo y la atrayo mas y mas hacia ella. Esa era, eso era lo que necesitaba. Sin mas preambulos la agarro, con un poco de fuerza bruta, la coloco en el agua y comenzaron las historias pasadas ...
avatar
Nemesis

Femenino

Mensajes : 38
Fecha de inscripción : 06/06/2014
Edad : 26

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Peccatum Tacitoritatis ~ [Chitose]

Mensaje por Chitose el Lun Jun 16, 2014 8:02 pm

Aah, en aquellos momentos agradecía más la existencia del querubín como consejero del reino. Con él ahí, podría estar tranquilo mientras emprendía otra de sus expediciones, esta vez solo, sin nadie. Todavía no comprendía el por qué los ancianos no reforzaban el hechizo para que no pudiera salir, era algo que ni siquiera él podía comprender del todo, pero aquello aumentaba más y más su libertad, por lo que no tenían ningún inconveniente.
Mientras caminaba, silbaba una suave melodía, la cual se llevaba el viento, permitiendo que la natura disfrutase de música, ante su constante monotonía, conformada por el piar de los pájaros, el paso de un río casual, animales, y viajeros en marcha a cumplir sus sueños o solo caminaban hacia su destino. Él, sin embargo, solo emprendía aquellos viajes para mirar el mundo de todas las perspectivas posibles, viendo todo lo posible, y así poder mantener esos recuerdos como un buen tesoro, aunque quizás después fueran una carga, miserable y dañina para el propio ser, que era mejor enterrarlo en un foso oscuro y no volverlo a sacar, para así evitar que las heridas infringidas se reabrieran, y de ellas saliese la sangre que faltaba por derramar.
Con la mirada fijada en la frontera, finalmente divisó a la distancia el lugar al que se había propuesto ir, a Subtorra cova, en cuyas entrañas residían los recuerdos del pasado. ¿Habría imágenes de los humanos también? Criaturas desalmadas y salvajes, sin respeto por los demás. ¿Habría excepciones entre ellos? La maldad no reside en la raza, sino en las personas. Seguramente fue un descarte del peligro, y se aseguró que la hierba mala no volviese a crecer. Con paso firme y seguro, se adentró en el lugar, observando emocionado cada rincón de aquel sitio, maravillado por el mineral, y cuanto más se adentraba, avistaba las corrientes de agua, y la iluminación era hermosa, pero su emoción aumentó cuando vio una extensión de agua considerable. ¿Sería profunda?
Para comprobar ese hecho, se quitó lo que era el calzado, dejándolo tras una roca junto a sus cosas, además de la chaqueta. Lentamente, fue entrando en el agua, la que estaba a una buena temperatura, es decir, ni llegabas a congelarte, ni a sofocarte de calor. Y sí que era profunda.
Divertido, comenzó a nadar en el agua, como pez en ella, y se zambulló, siendo rodeado completamente por aquella masa líquida. El agua era cristalina, pudiendo ver perfectamente bajo ésta. La sensación era agradable, y fácilmente podía aplicar un hechizo para aguantar la respiración, pero poco rato después, encima vio la silueta de alguien, lo que atrajo su atención. ¿Alguien de paso…?
A un ritmo precavido, comenzó a impulsarse hacia arriba, intentando ver al menos el rostro, y fueron esos ojos azules lo que lo dejó parado en seco por unos instantes. ¿Podría ser…? Sostenía una piedra en la mano, pero eso fue desapercibido.
Sin pernsarlo mucho, su cabeza salió del agua, junto a parte de su torso, y extenidió su mano hasta la mejilla ajena, tocando su piel, sin fuerza, sin hostilidad, solo era un roce, suave y delicado. No tenía intención de hacer daño, solo de comprobar si sus sospechas eran acertadas.
Su mirada se centró en aquellos ojos azules adornados por una piel blanca y unos cabellos negros. A la vez que la observaba, lucía como un niño perdido viendo una ilusión, confundido. No, no era ella. Parecida era, pero no lo era.
A la misma velocidad en la que había extendido su mano, es decir, pausada, la bajó, pero su mirada no se apartaba de la fémina, ni palabras salían su boca. Seguía desorientado, y no sabía exactamente qué decirle, así que articuló lo primero que pudo —Siento haberte tocado sin permiso—¿estaría molesta? Cierto es que no a muchos les gusta que le toquen sin su consentimiento, sobre todo las mujeres.
avatar
Chitose

Masculino

Mensajes : 37
Fecha de inscripción : 25/05/2014

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Peccatum Tacitoritatis ~ [Chitose]

Mensaje por Nemesis el Mar Jun 17, 2014 3:26 pm

El cristal parecía flotar en el agua, con algún hechizo tonto quizás, pero lo hacía. Al tocar el agua hizo que un resplandor bastante cegador cubriese en parte a la híbrida, dejándola en un pequeño trance. Su posición era la misma, sentada en una de las rocas, más alta que el suelo, mirando a ese cristal que yacía flotando en el agua, con la mirada perdida en ella por culpa del trance, dejándola algo indefensa mientras las historias del pasado comenzaban...
En su cabeza concurría todo. Desde afuera no se podía ver nada más que una simple muchacha indefensa sentada en una roca con la mirada perdida; Ni el grito más fuerte ni el sonido más doloroso para el tímpano podía sacarla del trance, mas un pequeño roce hacia su persona y se terminaba la película en su cabeza ...

{ "Patras, Grecia, siglo I A.C. La batalla de Corinto había terminado, la Edad Oscura y la Invasión dórica se llevaban a cabo, los humanos lo hacían llamar por un nombre peculiar llamado el siglo de los dioses. Guerras. Humanos sin una pizca de vergüenza en su rostro destrozando todo lo que algún día fue de los Dioses, regalos y presentes de los Dioses divinos, de la Diosa mayor y Emperador de la tierra y de los otros mundos los cuales los mismos humanos negaban su existencia.
Allí se encontraba ella, descendiendo de como algunos dicen el mar>>Zeus, o como otros la relatan, descendiendo de los lugares más recónditos y oscuros de la tierra, "la hija de la oscuridad y la noche" o, como en su época los llamaban los dioses Érebo y Nix.
Discutió con los humanos, peleó por la justicia, vengó a todos aquellos que se merecían. Justicia. Pero los humanos eran necios, corruptos, la sangre les hervía por más y más poder y, cuando la diosa de la justicia y la venganza, como así la llamaban en esos tiempos a Nemesis, estaba a punto de dar su juicio final, dos humanos rebeldes y desobedientes rompieron el pacto de guerra y la-- " }
<< TRANCE INTERRUMPIDO >>.

¿Qué habia pasado? un mohin de disgusto se diviso en el rostro. ¿Por qué habia terminado ? Lentamente recuperaba la visión, parpadeando a continuación lenta. La vista de pronto se intensificó para notar un cuerpo bastante-muy cerca de ella, sintiendo ya la vibración de otra masa corporal tocando su mejilla.
¿Pero qué? Nunca más. No podía confiar en la soledad de una cueva y menos quedar en un trance inconsciente de nuevo, qué descuido. ¡¿En qué pensaba!? Si el rey se enteraba que su más fiel guardián estuvo indefenso únicamente para recuperar memorias de su pasado y más aún que alguien estaba tan cerca de ella sin saber las consecuencias que podrían pasar...

Su reacción atónita hizo, quizás, que el que la había tomado la suelte. A decir verdad era un simple roce, delicado y para nada bruto. ¿Qué trató de hacer? Rápidamente colocó la mano izquierda en su costado derecho, donde no se notaban mas que simples flores rosadas, pero al parecer era lugar donde guardaba su querida espada que, a ojos ciegos pareciera que no tenía nada. Estaba encantada y, solamente al sacarla podrían verla. La sacó tan rápido en cuanto volvió completamente del trance, aunque la mirada desorientada de éste la confundía bastante.

- Retírese - no atentaba contra su vida, mas tampoco confiaba en alguien que trataba de tomar ventaja de alguien que mentalmente no estaba en ese mismo mundo en ese entonces, o eso ella pensaba.
Escuchó sus disculpas, más aún así no la debió tocar desde un principio. Sin guardar la espada, apuntándolo al cuello mas sin tocarlo siquiera, su cara ya no era la tranquila y pacífica de siempre.  - Debió haberlo pensado antes - sintió algo extraño en él, una fuerza bastante poderosa aunque no lucía como tal. ¿Con quién estaba tratando...? No podría decir que nunca lo vio antes porque tampoco conoce a todas las personas de este mundo, pero él, él denotaba algo peculiar que quizás ya lo había sentido antes.
Dio un paso hacia atrás, sin desquitar la mirada sobre el. Notando que estaba todo mojado, sin calzado y al parecer estaba sobre el agua. La pregunta sobre cuál era la necesidad del roce iba y venía de la mente de ésta, también el ¿qué hacía en un lugar como éste, mojado y más aún, dentro del agua...?
avatar
Nemesis

Femenino

Mensajes : 38
Fecha de inscripción : 06/06/2014
Edad : 26

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Peccatum Tacitoritatis ~ [Chitose]

Mensaje por Chitose el Jue Jun 19, 2014 8:01 pm

¿Cómo había acabado en aquella situación? Estaba debajo del agua, disfrutando, y de repente era apuntado por una mujer con una espada. ¿Tan mal se tomaban las féminas ser rozadas en la mejilla? Por lo visto lo era. ¡Ni siquiera lo había hecho con mala intención! No era de los tipos que atacaban a diestro y siniestro a cualquiera que cruzase su camino con él.—B-Bueno, no tenemos que llegar a las armas, señorita—sonríe nervioso, y pone sus dedos en la espada—No busco conflicto contigo, solo he venido aquí a explorar, pero el agua parecía tan buena que no pude evitar zambullirme en ella—aparta un poco la espada, con una risa nerviosa y se rasca la nuca, desviando la mirada—la confundí con alguien más, solo eso, nada más—con un salto, sale del agua, colocándose justo al lado de la muchacha, y la mira de reojo, con una sonrisa inocente—Además, no tenía motivos para atacarte, así que si no hay daño hecho, no hay daño que devolver—se encoge de hombros, y se dirige a la roca donde había dejado sus cosas, y se las trajo a donde se encontraba la fémina, sentándose a su lado, metiendo de nuevo sus pies en el agua—Aah, no me canso del agua, me pregunto si en verdad no sé un pez extraviado—divertido, el joven saca de su petate una manzana, y comienza a devorarla, dando el primer mordisco. Observaba a la contraria con curiosidad, pensando en el porqué de su visita a ese lugar, aunque también podía ser una chica cualquiera que había salido de su casa a partir en un viaje, por tomar aire fresco, o descrubrirse a sí misma, o lo que quiera que fuese. Tantos eran los motivos posibles que para el híbrido nombrarlos, prefería comerse su manzana sin pensar en nada.
A decir verdad, el ambiente estaba bien. No era tan viciado como otras cavernas, y no era para nada despreciable. Era un lugar perfecto para reflexionar, y estar tranquilo. Podría hasta ponerse a dormir en cualquier momento, sin preocuparse por nada. Una de las cosas que más le gustaban era la tranquilidad, poder estar así, sin cualquier preocupación rondando su mente. Paz, la cual contrasta con su otro lado en su ser. Dos lados de sí mismo que por ahora conviven, pero que quizás algún desafortunado día, perdiera el equilibrio, lo que quería evitar.
Ahora que lo pensaba, debía ser raro ser un pez… aunque para los peces, era lo más normal del mundo. ¿Llenarían sus pulmones de aire como otros animales? ¿O respirarían de otra manera? Era gracioso pensar en la perspectiva de otro animal, pero ya pensar cómo eran comidos era… algo extraño.
—Por cierto, ¿cuál es tu nombre?—con la manzana a medio comer, la que había ido devorando mientras divagaba, giró su rostro hacia el de la mujer, y luego, dio otro mordisco, tragando rápidamente—El mío es Chitose—nuevamente, sonríe a la que era su acompañante en ese momento, y coge otra manzana del petate, comenzando a comérsela, tras acabar con la otra, y como si de repente se acordarse de algo, mira a la chica—¿Quieres tomar algo? Tengo comida de sobra, además de manzanas—esperando la respuesta de la contraria, sigue comiendo su manzana, sin ninguna prisa,aunque un bostezo se hace sonar, y el híbrido se despereza, echándose en el suelo, aún con los pies en el agua, pero eso no lo hace interrumpir su comida. Debería haberse traído un libro para entretenerse de paso, tampoco hubiera estado de más. Ya se había leído aquel, ¿no? Bastantes, en general.
avatar
Chitose

Masculino

Mensajes : 37
Fecha de inscripción : 25/05/2014

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Peccatum Tacitoritatis ~ [Chitose]

Mensaje por Nemesis el Vie Jun 20, 2014 2:42 am

Bajó el arma ante las reacciones del mismo, ciertamente se notaba que no la iba a atacar, no tenía arma alguna visible (y, si tendía alguna guardad ya le daría tiempo a ésta de defenderse) y si trataba de utilizar algún hechizo o brujería sabía perfectamente cómo contraatacar y defenderse de la misma, ya que, estabamos hablando de una bruja bastante ama de sus poderes. - Mis más sinceras disculpas - guardó el arma en lo que sería la parte trasera derecha de su vestido floral, haciendo que éste desaparezca o sea ingerida por el mismo, haciendo notar que las flores habían cobrado vida, o eso parecía. Miró al chico ahora con una cara más calmada, no lo sonrió pero tampoco tenía ese semblante de odio como en escenas pasadas. ¿...Entonces no quería asesinar al guardia real? Excelente.
Hizo un mohín de disgusto mientras miraba la gema que estaba en el agua flotando, la que había tomado anteriormente y le había hecho ver acciones de su pasado, hundirse lentamente hasta no verla más, sin dejar rastro alguno. "...y ahí van mis memorias" pensó algo disgustada, en verdad le atraía esa memoria suya y quería comprender ciertas cosas del pasado pero no lo podía en ese mismo instante. Tenía tantas ganas pero, aunque había dicho ese muchacho no tener ninguna intención en lastimarla, no se confiaría del primero que le pase por delante y le diga tales palabras, no podía quedar inconsciente frente a nada ni nadie, debía resistir un poco más.

- El agua se ve delicada y divertida en estos momentos - lo miró ahora sí algo más tranquila, alejandose un poco más, siguiendo con los ojos cada acción de este nuevo individuo. Lo vio alejarse y pensó que se marchaba mas acto seguido lo encuentra con al parecer ropajes y zapatos. ¿Había estado ahí antes que ella? ¿Entró al lugar cuando ésta estaba inconsciente? No sintió ningún dolor físico así que estaba en lo cierto, no tenía nada con ella así que su mente se tranquilizó al saberlo. Sus actos eran algo infantiles, aunque algo normales. Lo notó meter sus piernas al agua, mientras ella guardaba algo de resistencia ya que su vestido floral podía deshacerse si se zambullía, así que prefirió no hacerlo a decir verdad. Luego esbozó una sonrisa al ver que éste sacó una manzana de quién sabe dónde y se la comió sin más. ¡Qué tipo más tranquilo y despreocupado! o bien eso parecía.

Ella no podía sacar la mirada fija de aquella gema que ahora su presencia era más que sólo un brillo a lo lejos de ese lago sin fondo. No apartaba la mirada, ni siquiera para responder al que le había hecho una pregunta. - Nemesis - respondió sin problema alguno, ya con una voz mucho más tranquila, pero aun sin desquitar la mirada del lago. Aunque, al parecer algo le había llamado más la atención que la gema que se había perdido en el agua abismal...
No tenía hambre, pero no podía dejar de mirar esa manzana. Ciertamente le había recordado en un pasado no muy lejano un cierto problema con una manzana y un pequeño lío discordial ~ rió algo divertida, colocando una de sus manos, la izquierda, por encima de la boca, tapandosela mientras reía y, acordandose de aquél acto, negó con la cabeza - No, gracias - ciertamente no tenía hambre y, las manzanas las utilizaba para otras cosas y no para comérselas ella, sino sus enemigos. - Si me permite, qué hace en un lugar como éste - señaló piezas de gemas y cristales que rodeaban la ruina, luego, de nuevo dirigió la mirada donde había perdido su pequeña roca color carmesí - No estás en busca de recuerdos, ¿o sí? - como ella.

avatar
Nemesis

Femenino

Mensajes : 38
Fecha de inscripción : 06/06/2014
Edad : 26

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Peccatum Tacitoritatis ~ [Chitose]

Mensaje por Chitose el Miér Jun 25, 2014 5:33 pm

—Nemesis… no está mal—dijo asintiendo, para continuar con su comida. ¿De qué le sonaba aquel nombre…? ¡Ah, ya! Había leído sobre lo relacionado con ese nombre hace mucho tiempo, cuando había comenzado con su reinado. Qué tiempos aquellos, rodeado de libros y de tranquilidad… ¡Aunque no distaba de lo que hacía ahora! Salvo quizás porque actualmente le dedicaba algo más de tiempo a sus deberes, quizás por la presencia del querubín martilleándole cada día en la cabeza para que hiciese su tarea. El híbrido miró de reojo a la otra, viéndola  reír, intentando disimular su risa poniendo su mano sobre su boca, y luego dio un mordisco a la manzana. La curiosidad del rey algún día , lo condenaría seguramente, pero era tan difícil resistirse a las ansias de saber, aunque tampoco era de los que fisgaban en asuntos ajenos—¿Ah? Venga, tampoco es que esté envenenada ni nada por el estilo—nuevamente, acabó con otra manzana, y de su mochila, sacó una botella, rellena de un líquido transparente, y se sentó de nuevo en el sitio, aún con los pies en el agua, dando un buen trago, para a continuación soltar un gran suspiro.
Dirigió su vista a donde estaba la mirada de la muchacha, entrecerrando los ojos, sonriente—¿Yo? Nada en especial. Solo he venido para explorar el lugar. Es hermoso, ¿no crees? —miró el techo de la cueva donde se encontraba— No es malo ir a un lugar sin un motivo en concreto. Verlo incluso podría ser uno quizás—el monarca de Safir se encoge de hombros, para después posar su mirada en el agua, sin fijarse en un punto en concreto, solo con el propósito de mirarla. Ciertamente, pensaba en la posibilidad de ser una criatura marina. El agua lo relajaba, y podía pasarse mucho tiempo solo contemplándola—No necesito recordar mucho de lo que ésta cueva pueda ofrecerme—repentinamente, levanta la cabeza y mira a la de ojos azules.
— Pero me interesa mucho la época de los humanos, solo por saber cosas de aquellos tiempos. Puede que fueran una calamidad, por así decirlo, para Ehlysea, pero tampoco está mal anhelar conocimiento, ¿o sí?—preguntó a Nemesis, comprobando si estaba mal el saber—Según tengo entendido, éstas son las ruinas de la antigua vida de Ehlysea, si no me equivoco, por lo que algo debería ser capaz de ver aquí—hablando, cerró sus ojos, y un bostezo se le escapó, pero no sin antes taparse la boca con la mano derecha, y tras eso, suelta un pequeño suspiro—aunque ahora, sinceramente, me llama más el agua que ver memorias del pasado—se rascó la nuca con la mano izquierda, y en su mano derecha, se encontraba la botella que había sacado antes. Se la había traído sin ningún fin, realmente. Quizás solo para probarlo. Su sabor era fuerte, pero a la vez dulzón. No tenía mal sabor, en realidad. Levantó la botella, y se la ofreció a la muchacha—¿Quieres un poco? Está bueno—le sonrió a la contraria, como siempre hacía. No era forzada, sino una sonrisa natural, ya adquirida con el tiempo, la cual no podía evitar.
avatar
Chitose

Masculino

Mensajes : 37
Fecha de inscripción : 25/05/2014

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Peccatum Tacitoritatis ~ [Chitose]

Mensaje por Nemesis el Vie Jun 27, 2014 12:38 am

¡Qué manera de devorar las manzanas! Si de nuevo estuviéramos en la época antigua, una manzana así y otra con poderes robados a la Diosa Eris, la discordia, no estarían conversando así de tranquilos sin siquiera comenzar una disputa por cualquier cosa que se interponga en sus mentes. Rió de nuevo, aquellos tiempos paganos eran verdaderamente hermosos, y había lucha la cual vengar y justiciar la cual pagar ... este tiempo era ... simple y algo aburrido o por lo menos para la híbrida.  No había reencarnado en el mejor momento, o eso lo pensaba.

- Es inusual que alguien venga a Subterra Cova sin motivo alguno - entrelazó su pierna izquierda por encima de la derecha, aún sentada, mientras al mismo tiempo, dirigió la mirada al chico el cual aún le sonaba algo conocido y mas bien algo poderoso, y entre alzaba una ceja a la par de dichas palabras. Observó las ruinas con aquél ojo crítico que tenía, era cierto, las ruinas eran bastante lindas y tenían un toque de elegancia y magia oculta con aquellos diamantes y rocas de colores que decoraban finamente el lugar. Le llamaba mucho la atención el suelo de ésta, no era mohoso pero era algo resbaladizo. Perfecto para esos despistados con ojos ciegos que no miran donde pisan.

- Jamás - respondió con el ceño fruncido - El conocimiento es el arma más letal- era cierto, amaba ese lugar ya que podía estar al tanto del pasado, de su pasado, del pasado que cada vez iba borrando su memoria para dar lugar a cosas futuras, el pasado con los humanos. - Los humanos eran criaturas fascinantes - concretó, para luego recordar lo que le habían hecho una vez ¿qué era? No, no pudo averiguar porque sí, éste muchacho con el que estaba sentada recientemente le había interrumpido la transición de memorias - ...pero tenían sus mañas y defectos- negó con la cabeza tratando de no pensar más en aquello mas lo era inevitable.
La curiosidad le intrigaba pero no iba a beber de la misma botella que él, ciertamente tenía sus modales femeninos y hoy no haría la excepción. Movió sus dedos cerca de sus caderas, sin hacer mucho escándalo, mientras una pequeña ráfaga de humo negro formaba lo que sería una pequeña taza. La tomó y se la extendió al joven - Sólo un poco - el estar sobria era uno de sus deberes reales máximos, así que no podía darse el lujo de no estarlo en esos momentos.


USER:

Nena sorry por el post tan corto ~ estoy algo distraída pero no te podré responder el fin de semana, hasta el lunes, así que mejor antes que nunca!
Prometo hacerlo mejor la próxima
avatar
Nemesis

Femenino

Mensajes : 38
Fecha de inscripción : 06/06/2014
Edad : 26

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Peccatum Tacitoritatis ~ [Chitose]

Mensaje por Chitose el Mar Jul 15, 2014 5:45 pm

El monarca sonrió de lado al oír lo de que era raro ir sin ningún motivo. ¿Raro? Sí, puede que ese adjetivo no se apartara de la realidad de su persona. Ninguna de sus acciones cuadraban con la imagen que se tenía de un rey, y ahora por lo visto, no entraba dentro de lo “normal”. ¿Sería algún nuevo tipo de ser vivo…? Si lo era, debía registrarlo en un libro. “Nueva especie: Chitose. Descripción: Ser que no encaja en lo que consideramos normal, y cuyas acciones dejan perplejo a medio mundo a todo. Todavía se desconoce si existe más de uno, pero parece ser una especie única.” Algo como eso sería, aproximadamente. Quizás con un vocablo más exacto, pero bueno, era su imaginación. ¿Quién tenía más derecho sobre ella que él?

Escuchaba en silencio lo que decía la muchacha, mientras daba algún que otro sorbo de la botella, tranquilo, sin prisa, como si nada existiera aparte de ellos dos. No le molestaba en lo más mínimo conversar con ella, sino que al contrario, lo relajaba. Olvidar todo a veces no era tan catastrófico como sugerían —Suena como si los hubieras conocido en persona, Nemesis —sonríe suavemente, y cierra los ojos— Bueno, cada persona tiene sus virtudes y defectos, ¿no? Pocas cosas se pueden considerar perfectas— cierto era que muy pocas criaturas la alcanzaban. Incluso no sabía de verdad había algo perfecto.
Lo de que el conocimiento era un arma letal no se desviaba de la realidad. Cuanto más sabes, más poder tienes. Si sabes qué hierba es la que debes usar, puedes salvar una vida que tienes frente a ti. Tanto el hechizo que debes usar, o quizás la historia en sí. Todo te ayudaba. Había quienes lo usaban para al bien, y otros para el mal. Por ejemplo, estaban aquellas personas con lengua afilada que sabían qué decir para bajar sus defensas. Lo que era claro es que el conocimiento era poderoso, y no se debía desestimar.

No le sorprendió el ver cómo la contraria formaba una taza. Mucha gente sabía utilizar la magia, por lo que era natural verla. Con cuidado, vertió el sake en la taza, sin pasarse, para que luego no recibiera reproche de Nemesis. Le divertía aquella voluntad no acabar ebria. Era verdad que el beber sake te llevaba en numerosas ocasiones a emborracharte, pero por unas copas no pasaba nada, salvo que su resistencia al alcohol fuera baja. Él ya había desarollado bastante aguante, pero varias veces esa barrera fallaba y caía cual hoja en otoño. Dependía del día.

Sentado, con las piernas cruzadas, y la botella en sus manos, dio otro sorbo, éste más largo, y tras tragar, dio una gran exhalación —No hay nada como un buen sake —sonrió divertido, y luego miró a la de ojos azules—Nemesis. ¿Te puedo llamar Nem? Es más corto, y además, me gusta —despreocupadamente, le dio un apodo a la persona que tenía al lado, con la que tomó confianza enseguida.

Usser:
Gomen por la tardanza D: al menos espero que te haya gustado el post, o sino, muero   
avatar
Chitose

Masculino

Mensajes : 37
Fecha de inscripción : 25/05/2014

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Peccatum Tacitoritatis ~ [Chitose]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.