Bienvenido a Ehlysea Invitado,un sitio donde tu imaginación no tiene límites, esperamos tu instancia sea larga y amena en este continente.
Nuestro último usuario registrado es
Serrad Da Fallaren
¡El continente se alegra de tu llegada!

Últimos temas
» ⊰ Glass Pool ⊱ [Normal]
Dom Feb 01, 2015 10:35 pm por Invitado

» Academia Ciaeth | Élite - Cambio de Botón
Dom Feb 01, 2015 5:36 pm por Laco

» Xero lux | petxamo [Elite]
Jue Nov 13, 2014 10:54 pm por Invitado

» afiliacion normal
Mar Oct 14, 2014 1:47 am por Invitado

» Spirited Away Rol {Afiliación Élite}
Dom Sep 28, 2014 2:20 pm por Invitado

» Black Bullet - Elite
Lun Jul 28, 2014 2:57 pm por Invitado

» Whether that be hell or a land of nothingness | Priv.
Sáb Jul 26, 2014 7:40 am por Sephiroth


Fields of Hope {Priv.Baldr}

Ir abajo

Fields of Hope {Priv.Baldr}

Mensaje por Yatana el Lun Jun 23, 2014 7:17 pm

¿Qué podía hacer él, más que vagar por el mundo sin rumbo alguno? Debía procurar el bienestar de las criaturas de Ehlysea, pero no había otro propósito que lo llevara a avanzar. Presente había sido de múltiples acontecimientos del mundo, y habitante suyo había sido desde hace mucho tiempo, y había visto el tiempo pasar, día tras día, como si solo fueran instantes para él, mientras que para otros, era el nacer y el fallecer, a excepción de aquellas criaturas con una vida inagotable, aunque sus vidas eran segadas por otra criatura. ¿Cuántas veces había visto eso? Uno asesinando al otro… ¿no había cabida para una vida sin manchar? La Diosa hizo bien en borrar a la especie humana del munda, pues sino, ahora todo sería un caos.

Recordando los hechos de hace siglos, el mythos viajaba por el aire, batiendo sus alas dispares a un ritmo suave, dejando que el viento lo condujera hacia donde éste quisiera, sin un rumbo claro ni concreto. En ese entonces, pasó las fronteras de lo que era el reino que más se asemejaba a la Diosa. Pura naturaleza, aire fresco, vegetación por todas partes… La tranquilidad se respiraba, al igual que aquella pureza. El de cabellos negros sobrevolaba el reino, recorriendo con la mirada todo sitio que se hallara dentro de las fronteras, y buscar un sitio para aterrizar sin llamar la atenció de los habitantes del reino, y así no causar ningún disturbio.

Su atención lo captó un campo, inundado únicamente por...lirios. Tal belleza no fue desapercibida por la criatura, y lentamente, descendió, haciendo que sus alas realentizaran ese descenso. Las ropas y su pelo ondearon con el viento, dejando visible por unos momentos aquella marca que iniciaba en el lado izquierdo del pecho, de la cual nacían líneas parecidas a grietas. Aquellas prendas eran más cómodas para que sus alas batiesen sin dificultad, y así poder volar con libertad, pero siempre se preguntaba el porqué de que sus alas tuvieran tal aspecto. Una de plumas negras, y la otra de un mostruo… aunque un monstruo ya era de por sí. Esa ala era un recordatorio de aquel hecho.

Sus pies aterrizaron con sutileza en el prado de flores, donde reinaba la serenidad. No dio ni un paso del lugar de aterrizaje, sino que observaba su alrededor con pasividad, apreciando cada detalle de ese campo. Luego, se agachó con cuidado, flexionando una de las rodillas, y extendió su mano hacia los pétalos de una flor, acariciándolos con suavidad.

En los labios del pálido muchacho brotó una leve sonrisa, y luego, se echó de lado en el terreno, esponjoso gracias a las flores. El ambiente embriagaba al aparente joven, cuya consciencia fue desapareciendo, permitiendo que el supor lo dejara en manos del sueño, cerrando finalmente los ojos.
avatar
Yatana

Masculino

Mensajes : 4
Fecha de inscripción : 21/06/2014

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.